Banner
Banner
You are here: Noticias y Artículos Entorno Los bosques tropicales limpian a destajo

Los bosques tropicales limpian a destajo

Un laborioso estudio en torno a 70.000 árboles africanos ha revelado que los bosques tropicales están absorbiendo un 18% más de CO2 de lo que se creía.

El autor del trabajo y experto en clima de la universidad británica de Leeds, Simon Lewis, ha medido los árboles de 79 áreas de bosque intacto en 10 países africanos desde Liberia hasta Tanzania.  Ha comparado los datos con los registrados hace cuarenta años y la conclusión es que, al haber crecido, los árboles han mejorado su capacidad para absorber hasta una quinta parte más dióxido de carbono que hace cuatro décadas.

En comparación con la década de 1960, cada hectárea de bosque africano intacto ha capturado 0,6 toneladas extra de CO2 por año. Lo que suponen 4.800 toneladas más de CO2 retirado de la atmósfera. El valor estimado de esta eliminación sería de unos 13.000 millones de euros anuales, según Lee White, científico responsable del departamento del cambio climático de Gabón y colaborador en el estudio.

Un proyecto similar llevado a cabo en Sudamérica sugiere que a mayor CO2 en la atmósfera mayor crecimiento de los árboles en bosques maduros. “Por el momento estas son buenas noticias, pero el efecto no durará permanentemente ni los árboles crecerán sin parar”, apuntó Lewis. También comentó que bosques que consideramos intactos pueden haber sufrido importantes alteraciones en un pasado no muy lejano, como sequías e incendios, y por eso están todavía en pleno proceso de recuperación.

En todo caso, la investigación llega cuando la ONU intenta con más fuerza que nunca impulsar el plan de protección de los bosques tropicales a cambio de crédito al carbono. Un plan que se enmarcaría dentro de un acuerdo global sobre el clima y que vendría a sustituir al protocolo de Kyoto.

De momento, los árboles están proporcionando un fantástico servicio a la humanidad mientras ésta dilucida cómo acabar con los gases invernadero. Otra oportunidad que brinda la naturaleza y que conviene aprovechar y no utilizarla como excusa para no cambiar los hábitos contaminantes.

Fuente: Ecogaia

AddThis Social Bookmark Button